¿Debemos despertar a nuestro hijo por la noche si tiene fiebre?

por | 6 - Ago - 2022 | Salud | 0 Comentarios

Hay una pregunta que muchas veces nos hacemos y es…

¿Debemos despertar a nuestro hijo por la noche si tiene fiebre?

No existe una guía para ser padre, mucho menos una guía cuando nuestros hijos están enfermos, muchas veces tomamos ejemplos de experiencias con otras personas, generalmente de familiares que han pasado esta etapa con sus hijos o compartimos experiencias con personas de nuestro entorno que tienen hijos.

Si nuestro hijo tiene fiebre en la noche y se encuentra dormido, ¿Tenemos que despertarlo dormir o debemos dejar que siga durmiendo?

Todos nos preocupamos al no saber qué hacer cuando nuestros hijos tienen fiebre, más aún cuando son pequeños y no pueden o no saben cómo expresarlo.

Lo primero que debemos saber o debemos tomar en cuenta es que la fiebre no es una enfermedad. Generalmente es una señal o un aviso que da nuestro cuerpo de que está tratando de combatir una enfermedad o infección.

La fiebre puede tener una gran variedad de causas, la fiebre más común es la viral. Es muy importante saber, cuándo es el momento de buscar atención médica, cuando veamos que nuestro hijo está comenzando con los síntomas de la fiebre, debemos tomar unas medidas mínimas como:

  • lMantener a nuestro hijo cómodo
  • lHidratarlo con mucho liquido (Enseña a tu hijo a tomar agua ya que muchas bebidas azucaradas, a futuro puede causarle otras complicaciones).
  • lCuando lo sientas caliente, ponle pañitos de agua un poco fría en la frente (por consejos de los abuelos también puedes ponerlo en los costados, en las costillitas).

¿Puedo despertar a mi hijo en la noche si tiene fiebre?

Si nuestro hijo tiene más de 38, 8º C, lo mejor es ir al Médico Pediatra. Si lo llevas al momento que empieza a tener altas temperas, generalmente el Médico Pediatra te dirá que tienes que esperar 72 horas, esto es porque la mayoría de los casos de fiebre que son causadas por virus, dura en nuestro cuerpo entre 2 y 3 días, pero en algunos casos nos puede durar hasta 2 semanas, pero, si continua con fiebre, lo más probable es que te diga que lo lleves a urgencia si a nuestro hijo no le baja la fiebre o le sigue subiendo la fiebre a pesar del cuidado y los medicamentos para estos casos (recetados por un médico).

Cuando estés en el Médico Pediatra, procura tener anotado los síntomas que tenga tu niño, ya que te preguntará por ellos; así el podrá evaluar su estado y nos dirá como actuar en nuestro caso en concreto.

Si tu Médico Pediatra al oír los síntomas del niño y te dice que tienes que ir a urgencias durante la noche porque aún no se le quita la fiebre, entonces sí deberás despertarlo para poder llevarle a urgencias.


Debemos tener en cuenta que, si tenemos un niño menor de 3 meses, y tiene una temperatura muy elevada (mayor a 38.5 º),  tenemos que hablar con el Médico Pediatra. Los niños menores a esta edad tienen el sistema inmunológico más débil, necesitan un cuidado y una vigilancia mas continua. La fiebre en los bebés más pequeños puede ser peligro.

¿Qué medicamentos debemos darle a nuestro hijo para reducir la fiebre?

Medicamentos para la fiebre

Debemos tener cuidado al darles medicinas NO recetadas a nuestros hijos, antes de darle a tu hijo un medicamento que reduzca la fiebre por la noche, debemos hablar antes con nuestro Médico Pediatra. Estos medicamentos generalmente son reservados a niños con fiebre elevadas, de más de 38, 8º C. El suministro de estos medicamentos a niños con fiebre baja puede extender la fiebre. Si nuestro Médico Pediatra nos recomienda algún medicamento, debemos dárselo según las indicaciones que nos indiquen. Para poder darle el medicamento a nuestro hijo de noche, si esta dormido debemos despertarlo.

¿Puedo bañar a mi hijo en la noche cuando este dormido?

Si esta dormido lo más recomendable es ponerle toallas pequeñas con agua un poco fría, tanto en la frente como en varias partes del cuerpo (a los laterales por las costillas, los pies).

Si bien, tu hijo se despierta en la noche con fiebre elevada y malestar, puedes reducirlos con un baño de agua natural (no tan fria), nunca debemos bañarlo con agua fría ya que puede sufrir una descompensación grave. Colócalo en una tina y deja que tu hijo se remoje un poco, pero procura que no sea más de 10 minutos. Si ves a tu hijo que durante el baño comienza a temblar debes sacarlo. Luego del baño a tu hijo ponle ropa fresca y deja que use una manta liviana para dormir.

Si nuestro hijo se despierta por la noche, procura ofrecerle agua o un líquido que lo reemplace. En el día puedes ofrecerle zumo (no en exceso) y caldo diluido (mis padres siempre me daban con pollo y con patas diluidas ya que suben las defensas). A los bebés, los puedes seguir alimentando en su horario habitual. Ahora bien, si nuestro hijo se niega a beber líquidos o comer, debemos ponernos en contacto con el Médico Pediatra.

Los Médicos Pediatra no están a favor de darle medicación a los niños si tienen menos de 38, 5º C, recomiendan que el cuerpo se defienda en primera instancia, pero si sube de esta temperatura, entonces ven importante que lleves a tu niño al Médico Pediatra para que te de las indicaciones recomendadas y saber cuál es el medicamento que tendrás que administrarle para bajar la fiebre y que sus síntomas mejoren. Pero siempre debes tener cuidado y mantenerlo en constante observación, ya que si al pasar los días la fiebre no disminuye y el malestar continua, deberás volver al Médico Pediatra o llevarlo directamente a urgencias para saber qué es exactamente lo que le está causando esa fiebre alta.

Procura no perder la calma o agobiarte, recuerda que tener fiebre es algo normal en los seres humanos, es una defensa que tiene el cuerpo para protegerse de infecciones o bacterias. El cuerpo es como una maquina perfecta, la fiebre es una señal de que algo en nuestro organismo no está bien, puede ser que hay una enfermedad en curso que puede estar causando esos síntomas y malestar.

Ahora bien, ya sabes, no debes alarmarte en cuanto tu hijo tenga las primeras décimas de fiebre, simplemente tendrás que fijarte muy de cerca para saber cómo evoluciona.